9
Ago
2017
0
Cómo se regulan el trabajo nocturno, las horas extras y los descansos?

Trabajo nocturno, descansos y extras, ¿cómo se regulan?

Si hace unos días hablábamos de los diferentes tipos de jornadas laborales existentes en España, hoy nos vamos a detener en otros tres aspectos laborales a tener en cuenta, ya que van a influir en las jornadas de los trabajadores. Me estoy refiriendo al trabajo nocturno, el descanso y las horas extraordinarias.

  1. Trabajo nocturno

Según la normativa española se considera trabajo nocturno el realizado entre las diez de la noche y las seis de la mañana. Este tipo de trabajo implica una serie de cuestiones.

  • Si una empresa emplea de forma habitual el trabajo nocturno, debe informarlo a la Autoridad Laboral.
  • Se considera trabajador nocturno al que realice de forma normalizada una parte no inferior a tres horas de su jornada en el periodo nocturno, así como al que se le prevea que va a realizar en este horario una parte no inferior a un tercio de su jornada de trabajo anual.
  • Los trabajadores que realizan trabajo nocturno no pueden realizar horas extraordinarias. Sin embargo se recogen tres excepciones. En primer lugar para los sectores que tienen aprobada una ampliación de jornada. En segundo lugar, para prevenir y reparar siniestros o daños extraordinarios y urgentes, y en tercer lugar en el trabajo a turnos si existen irregularidades en el relevo a turnos por causas no imputables a la empresa.
  • El Gobierno puede limitar o ampliar la duración de la jornada de trabajo de los trabajadores nocturnos, así como establecer limitaciones y garantías adicionales en función de los riesgos de seguridad y salud que puedan comportar este tipo de trabajo.
  • Las personas menores de dieciocho años no podrán realizar este tipo de trabajo. Además en relación a esta prohibición, se considera trabajo nocturno el realizado a bordo de los buques de la marina mercante durante las diez de la noche y las siete de la mañana.
  • El trabajo nocturno tiene una retribución específica pactada mediante negociación colectiva, a no ser que el salario del mismo ya se haya establecido teniendo en cuenta que por su naturaleza es nocturno. También se podrá acordar una compensación por descansos.
  • Los trabajadores nocturnos deberán disponer de una evaluación gratuita de salud en intervalos regulares, de cara a establecer un nivel de protección en materia de salud y seguridad. En este sentido, si algún trabajador tuviera algún problema de salud reconocido y ligado al hecho de trabajar por la noche, tiene derecho a ser destinado a un trabajo diurno existente en la empresa y para el que sea profesionalmente apto. Este cambio se realizaría según lo previsto en el Estatuto de los Trabajadores.
  1. Descanso

En términos generales los periodos mínimos de descanso (a no ser que el convenio colectivo recoja un periodo superior) serán los siguientes.

  • Entre el final de una jornada y el comienzo de la siguiente deberá de haber un periodo de descanso de al menos doce horas.
  • Si la jornada continuada excede las seis horas, deberá existir un descanso de al menos quince minutos o de media hora si excede las cuatro horas y el trabajador tiene menos de dieciocho años.
  • Los trabajadores tienen derecho a un descanso semanal acumulable por periodos de hasta catorce días de mínimo, día y medio ininterrumpido. Como regla general sería la tarde del sábado o la mañana del lunes y el domingo completo. En el caso de los trabajadores de menos de 18 años este descanso será de mínimo dos días ininterrumpidos.
  1. Horas extraordinarias

Se consideran horas extraordinarias las realizadas fuera de la duración máxima de la jornada ordinaria. Y al igual que en el caso del trabajo nocturno tienen unas características especiales:

  • Con matices son voluntarias, salvo que exista un pacto individual o colectivo.
  • El número máximo de horas extraordinarias que un trabajador puede realizar al año es de ochenta. Las horas extra compensadas con descanso no se computaran si este se realiza durante los cuatro meses posteriores a la realización de la hora extraordinaria. Además, los trabajadores con jornadas con un cómputo inferior a la jornada general en la empresa, verán reducidas el máximo de horas extras que pueden realizar en una proporción igual a la que existe en dichas jornadas.
  • En el caso de que sean necesario realizar horas extras para prevenir o reparar siniestros o daños extraordinarios y urgentes, estas serán obligatorias. Además, no se tienen en cuenta para el límite máximo anual de horas extraordinarias aunque se compensan como tal.
  • Como comentábamos antes no pueden realizarse por la noche, salvo en las excepciones antes mencionadas.
  • De cara a computarlas y retribuirlas tendrán que ser registradas. Este punto resulta un poco polémico y llevó en su momento a inspección de trabajo a solicitar de forma obligatoria a registrar las jornadas laborales de todos los trabajadores. Sin embargo, tras dos sentencias del Tribunal Supremo esta práctica se desestimó.
  • Por último, Los representantes de los trabajadores tienen derecho a que se les informe cada mes de las horas extraordinarias realizadas por los trabajadores, así como cómo serán compensadas.

Como podemos observar, la regulación de estos tres aspectos es amplia de cara a defender los derechos de los trabajadores. Para más información os vuelvo a remitir a la guía creada por el Ministerio de Empleo.

Noticias recomendadas

¿Qué tipos de jornadas laborales existen?
¿Qué tipos de jornadas laborales existen en España?
Novedades que traerá la nueva Ley de Autónomos
Novedades de la nueva Ley de Autónomos
La sentencia del Tribunal Supremo cambia el paradigma del control de presencia
¿Cuándo se debe controlar la jornada laboral de los trabajadores?

¿Te ha gustado el post? Escribe un comentario sobre el mismo.